Posts tagged ‘ortografía’

11/02/2009

Seguimos con la ortografía en EL2

por Maribel González Martínez

A continuación, recopilo todos los artículos que he dedicado a la ortografía en el portafolio. Todas estas dudas y actividades han surgido a raíz de mi trabajo como profesora de apoyo y los enlazo aquí a modo de repaso y revisión, así como para tener en un mismo lugar todos los recursos y artículos que he consultado para explicar la ortografía a alumnos de EL2:

  • Necesidades ortográficas. En este post, además de recoger una serie de comentarios que me hizo una alumna sobre los problemas que tenía con la ortografía y los ejercicios que hicimos, recojo una serie de enlaces al blog de José Ramón Rodríguez y la actividad de acentos perdidos. Añado a este comentario el enlace a una serie de fotografías a carteles con faltas ortográficas que son un material estupendo para trabajar en el aula: Ortografía en Flickrcc.
  • La ortografía y el principio alfabético. Era la primera parte de una serie de artículos que quería dedicar a este tema pero que dejé incoclusa. Quizá, pueda retomar en algún momento esta serie que vino inspirada por las numerosas lecturas que realice sobre la dislexia y sus causas neurológicas durante el primer semestre del año. A mí, particularmente, siempre me ha gustado dedicar varias sesiones a la familiarización del alumno con el sonido de las letras en español porque, entre otras cosas, permite a los alumnos: deletrear correctamente su nombre -actividad a la que suelen verse enfrentados frecuentemente-, transcribir lo que están escuchando y hacerlo lo más correctamente posible – intentando corregir algunas transferencias que se producen como cua por qua. Por supuesto, no sólo se trata de que escribir correctamente, si no de poder leer correctamente. Así, en el ámbito académico trabajar sobre esta cuestión se hace imprescindible para que el alumnado escolarizado en una segunda lengua. El siguientes artículo sobre (bi)alfabetización [1] me hizo reflexionar sobre qué significa estar alfabetizado en varias lenguas, qué tipo de lengua es el español con respecto a otras, porqué los alumnos tienen problemas para adquirir el código, etc.
  • Preparando un examen de ortografía. En esta entrada explicaba los distintos tipos de ejercicios que pongo en práctica para trabajar con mi alumna la ortografía, cuando es necesario.
  • Una de ortografía y mapas.  Aquí enlacé un libro electrónico para mejorar la expresión escrita y, entre los muchos ejercicios y propuestas que ofrece, se pu
  • Resolviendo ejercicios de puntuación.

Aquí dejo unos mapa mental sobre la ortografía y su enseñanza:

¿Qué es la ortografía?

De Mapas mentales

¿Cómo la enseño en E/L2?

Sánchez Jiménez, David; Una aproximación de la didáctica de la ortografía en la clase se E/LE, MarcoELE, 2009. Estoy terminando de leerlo y está resultando una lectura muy clarificadora.

[1] García Parejo, Isabel; (Bi)alfabetismo: ¿Qué significa tener competencia lectoescritora en una segunda lengua? Glosas didácticas, nº 15, 2005

Crédito: http://www.flickr.com/photos/35767011@N00/2667549997

Etiquetas:
09/22/2009

Necesidades ortográficas.

por Maribel González Martínez

Ya ha comenzado el curso y era el momento de tener una charla con una alumna sobre su inicio. Nuestra clase coincidía con su segundo día de clase y era un buen momento para conocer algunos datos sobre sus expectativas, lo que habían comentado los profesores, los compañeros, etc.

Para empezar, mi alumna me enseñó su horario de clase y me estuvo contando sus primero días de clase. Una de las cosas que más le había llamado la atención era que en la asignatura de matemáticas también iba a tener que leer un libro. ¿Por qué? ¿También en matemáticas?…

En cuanto a la asignatura de lengua y literatura castellanas, me dijo que una de las cosas que más necesitaba repasar era la ortografía porque tenía dificultades para saber dónde escribir las tildes. La estrategia seguida por mi alumna es la utilización de la memoria visual para saber dónde ponerlas -cosa que yo también hacía cuando era estudiante y que sigo haciendo. Además, pude comprobar que ésta era mi estrategia y no la de pararme a analizar la palabra a ver si debía o no llevar la tilde-. Sin embargo, esto no significa que mi alumna no conozca las reglas ortográficas, las conoce perfectamente de memoria y las recita muy bien. Así que aprovechando este conocimiento y que en el horario no había puesto tildes para repasar las reglas ortográficas.

Para ello seguimos los siguientes pasos:

  1. Descomponer la palabra en sílabas.
  2. Descubrir dónde está la sílaba tónica y en función de su posición decidir si es aguda, llana o esdrújula. (Diré que otro alumno me dio una regla mnemotécnica para recordar esto: ELLA (Esdrújula, llana y aguda).
  3. Dependiendo del tipo de palabra y decidir si lleva tilde o no.

Estos son los pasos que debo seguir siempre para que a mi alumna le resulte más sencillo poner las tildes y no tenga que recurrir siempre a su memoria visual/ortográfica. A su vez, esta necesidad ortográfica que me planteó mi alumna me recordó que José Ramón Rodríguez había escrito en su blog sobre una actividad basada en el blog acentos perdidos de Pablo Zulaica.

Bibliografía pendiente de lectura:

Bookmark and Share

Etiquetas: ,
03/26/2009

Una de ortografía y mapas.

por Maribel González Martínez

Hoy voy a tocar un par de cosas: la ortografía y el juego que me ha dado usar un mapa en clase. Aunque presiento que la mayor parte de este post va a estar dedicada al trabajo de la ortografía con un alumno de nivel B2 que cursa 1º de ESO.

Últimamente el trabajo ortográfico está ocupando bastante espacio en mis clases de apoyo a uno de mis alumnos. Por lo general la tipología de ejercicios que se le ponen es el clásico rellena huecos acompañado de una serie de ejercicios para reforzar el vocabulario relacionado con el problema ortográfico elegido. Por esta razón, teniendo en cuenta que el foco de atención está en nuestra amiga Ortografía anduve buscando por la red a ver si había alguna idea novedosa para mejorar los conocimientos de mi alumna. ¿Qué encontré? Lengua Castellana. Expresión escrita de Pedro Jiménez Capilla, manual que me ha dado muchísimas ideas para llegar a la ortografía construyendo el conocimiento y elaborando reglas propias en lugar de recorrer el camino inverso.

Así que esta tarde he puesto en práctica algunas de las propuestas de este libro. Como nos tocaba la ortografía de y, i y ll, después del clásico ejercicio rellena huecos le he propuesto a mi alumna que escribiera las letras con ll en una columna y las que tenía y en otra. A continuación hemos intentado deducir las reglas que podían haber conducido a que una palabra se escribiese con una letra y otra. No quiero que mi alumna se quede con la impresión de que es algo aleatorio porque, si te paras a pensarlo bien, no es así.

Otra cuestión ortográfica que hemos tratado hoy ha sido el uso de la x y la s, muchas veces confundidas. ¿Por qué una y no otra? Por pronunciación hay que reconocer que es difícil discriminarlas porque mucha gente no pronuncia las palabras correctamente… Le he dictado unas palabras para ver cómo se manejaba. Una vez terminado el pequeño dictado, las hemos corregido y hemos intentado averiguar por qué unas se escribían con x y otras con s. Por supuesto, para corroborar nuestras tesis hemos consultado con el libro, aunque no nos ha sacado de nuestras dudas. La explicación no siempre está en la forma de la palabra, si no que hay que recurrir a su significado para escribir correctamente una palabra.

Para finalizar, un pequeño apunte sobre el uso del mapa en clase para trabajar las ubicaciones de lugares. Ha dado mucho de sí. Hemos “jugado” a preguntar hasta hallar nuestra localización en el mapa: ¿Estás al lado de…?, lo hemos utilizado para ver los lugares de interés en el pueblo, ¿qué hay? ¿Dónde está?,… Ha sido una forma interesante de conocer nuestro lugar de residencia y las cosas que podemos hacer o encontrar en él.

03/25/2008

Resolviendo ejercicios de puntuación.

por Maribel González Martínez

Ayer mi alumna decidió que quería adelantar los contenidos que vería a la vuelta de vacaciones y entre ellos estaba la puntuación. Primero se explicaba los tipos de puntos que había y a continuación venían nuestras queridas amigas las comas. Yo confieso que es un tema que personalmente me trae de cabeza. ¿Dónde poner el punto? ¿Dónde poner la coma? ¿Y el punto y coma? ¿Y los guiones? ¡Ay! Siempre revisando y revisando, leyendo y leyendo para mejorar todo lo que se pueda el estilo de escritura. La cuestión es que sobre los puntos se explicaba en el tema que hay tres tipos de punto: y seguido, a parte y final. Evidentemente, el más fácil de conocer es el punto y final. Es el que cierra el texto, el último de la cola, después de él ya no hay nada más. El punto y seguido nos causó algo de problema y el punto y a parte también porque para estos hay que tener muy claras varias cosas: estructuras de la frases, sentido de las mismas, sentido dentro del texto, etc. De hecho, uno de los ejercicios que se proponían era puntuar un breve texto. Lo que hice con mi alumna después de leer el texto fue preguntarle dónde pondría los puntos. Cosa complicada porque no es una tarea fácil. Como no sabía muy bien fui haciéndole preguntas sobre las oraciones:

A ver… Le fui leyendo el texto poniendo los puntos donde me pareció a ver si a ella le parecía que algo de aquello tenía sentido.

Conclusión, no puedo poner el punto donde quiera.

Vale, seguimos con las preguntas. ¿Puedes buscar los verbos?

-Sí, claro.

– Fíjate. ¿Qué les pasa a los verbos? ¿Están todos en la misma persona? ¿Puedo poner dos verbos así en una misma oración?

– No.

– Entonces, ¿qué hago? ¿Dónde pongo el punto?

– Aquí, aquí,…

Así fuimos completando la puntuación del texto y creo que no nos quedó del todo mal.

Nota: Esto es una reconstrucción memorística de lo ocurrido en clase. No es una transcripción. He decidio hacer esta recontrucción de cómo solucionamos juntas el ejercicio porque creo que a través de las preguntas guiadas se puede ayudar mucho al alumno. Hasta el momento la mayor parte de mis preguntas eran de tipo: ¿comprendes? ¿está claro? Etc. Es decir, su objetivo era comprobar que había comunicación. Aunque, mucho me temo que no son preguntas con las que se pueda sacar una información real. Mucho me parece que es más eficaz hacer otro tipo de preguntas orientadas a que el alumno piense y reformule o explique.