La familia. Una actividad.

por Maribel González Martínez

¿Tan importante es este tema que merece un post? Supongo que para mí sí lo es, al fin y al cabo pertence a nuestro entorno más próximo y privado por lo que te puedes ver en la necesidad de explicarle a alguien tu situación familiar.

Trabajar el tema de la familia siempre me trae sorpresas porque cuando toca plantear el vocabulario o haces preguntas sobre la misma, encuentras respuestas de todo tipo. Evidentemente, no debería sorprenderme puesto que no todo el mundo tiene el mismo historial familiar, es decir, la gente tenemos desavenencias familiares o no; han habido divorcios o no, han existido problemas con los hijos, los nietos, etc. y dependiendo de cómo se contemplen estos problemas, la respuesta será una u otra. No ha sido nunca un tema fácil y dependiendo del alumnado se puede enfocar de un modo u otro. (Esto tiene relación con los temas que me ocupan últimamente en relación al proceso de enseñanza-aprendizaje, los filtros que aplicamos y …)

Entiendo que en los libros de texto propongan para aprender el vocabulario de la familia una foto de la familia -valga la redundancia- real. Otros libros optan por presentar este tema en formato de novela negra (es el caso de Caminos de Klett). La cuestión es que cuando está trabajando esta temática por tercera vez con el mismo grupo o persona tienes que buscar otras formas de plantearlo. En esta cavilación andaba yo cuando se me ocurrió que mis alumnos crearan un árbol genealógico. ¿Tiene esto algo de novedoso? ¿No lo había hecho nunca? Sí, por supuesto que ya había planteado una actividad de creación de árbol genealógico pero no en la forma que lo he hecho hoy.

¿Qué cambiaba esta vez? El formato de la actividad, ya que esta vez el árbol genealógico incluiría no sólo el nombre en el cuadro correspondiente; sino que iría acompañado de apellidos, fecha de nacimiento, lugar de nacimiento, descripción del carácter (no he optado por la descripción física porque me gustaría que aportaran fotos) y el grado de parentesco de las personas que forman parte de la familia (aquí se puede introducir varios grados porque, por ejemplo, se puede ser hijo de, padre de y abuelo de). Esta actividad implica que hay que rellenar las fichas, pensar cómo definimos a nuestros parientes (esto requiere repasar el vocabulario de descripción de carácter que ya conocen), repasar los números y reunir información de otro tipo, por lo que me he pensado que requeriría de mucha atención por parte de los alumnos (habrá a quién le parezca un suplicio y una tortura china o algo de lo más inútil del mundo). Lo cierto es que en este caso no me equivocaba, la actividad ha captado por completo la atención de los alumnos.

Ha sido interesante ver cómo a medida que iban completando las fichas surgían comentarios sobre la familia y anécdotas familiares (en el idioma materno de mis alumnos, no en español, claro, porque el nivel es un A1 y no daba para hacer todos estos comentarios en español).

Esta tarea me la inspiró esta herramienta: miparentela, se trata de un servicio que te permite crear tu árbol genealógico e invitar a tus familiares a compartirlo. Me di una vuelta por el blog del servicio y vi las encuestas que bien pueden utilizarse en las clases: ¿Hay una profesión heredada en tu familia? ¿Dónde ha vivido tu familia? (Esto daría pie para una clase de geografía), también se puede comparar, ver cuál es el rasgo de carácter más habitual en la familia, etc.

PD: Adjunto para que no se pierda y para próximas oportunidades, una actividad creada por Leonor Quintana para trabajar el tema de la familia a partir de la Familia Monster y que está colgada en el tinglado.

PD: Gracias a Isabel por avisarme de mi error de atribución de Caminos a otra editorial. Erros subsanado :).

Bookmark and Share

Anuncios
Etiquetas: , ,

6 comentarios to “La familia. Una actividad.”

  1. Hola Maribel, veo que has relookeado tu blog, está muy bonito aunque el antiguo también me gustaba mucho. Sobre la familia, creo como tú que se pueden explotar muchas cosas, como vocabulario de profesiones, posesivos… A veces me da miedo preguntar un poco porque alguna vez he recibido respuestas como: ” ah sí, pero no es mi mamá, hmm, es un poco complicado…” y no he querido insistir más porque veía que la persona en cuestión no quería hablar del asunto. Pero creo que tratado con tacto el tema da para mucho.

  2. Hola Claudia,
    Le he cambiado el aspecto al blog por renovar un poco y este tema parece bastante limpio. En cuanto al tema de la familia, pues, poco más puedo añadir a lo que hemos comentado. Mañana tenemos pendiente rematar la actividad, a ver qué tal les ha ido rellenando las fichas :).

  3. Qué agradable sorpresa ver enlazada mi actividad aquí, Maribel!

    El motivo de mi comentario, sin embargo, es otro:
    Recuerdo que mis inocentes preguntas a una alumna jovencita sobre su familia para practicar el vocabulario relacionado -si yo quererlo- causaron cierta ansiedad en la niña y es que no sabía cómo explicar que su madre se había vuelto a casar y vivía con otra niña nacida de este segundo matrimonio y tenía además otra hermana (¿hermanastra?) que no vivía con ellos, pero era hija del actual marido de su madre…
    De esto hace ya algunos años, pero -sin duda- es una muestra de cómo va evolucionando -para bien o para mal- nuestra sociedad…

    Recibe un saludo muy cordial.

  4. Leonor, es que tu actividad me gustó mucho y para que no quedase en mi cajón de los olvidos, la enlacé aquí ;).

    Es verdad que el tema de la familia puede dar lugar a “problemas” o “malestares”. Recuerdo una vez una clase que terminó con la narración de un problema familiar. En fin, es cierto que el concepto de familia ha cambiado mucho y que tenemos que ser conscientes de ello (no sólo porque en nuestra sociedad ha cambiado, si no porque otras culturas nos aportan el suyo). Este tipo de cuestiones te ayudan a descubrir cuáles son tus esquemas mentales y te obliga a replantearte las cosas. Eso siempre es bueno, ya sea para reafirmarse o para incorporar una nueva forma de ver las cosas.(Bueno, también es verdad que los cambios no siempre son buenos).

    Un abrazo 🙂

  5. Hola Maribel:
    Te quiero felicitar por tu blog. Fantástico! Caso de estudio e inspiración para los participantes del curso de reflexión docente que está ofreciendo el Instituto Cervantes online.
    Estaba leyendo los materiales teóricos del módulo cuatro y me he tropezado con un pequenno error, que de no vivir en Alemania y estar vinculada a la editorial Langenscheidt, me hubiera pasado desapercibido:”…
    (es el caso de Caminos de Langenscheidt)…”
    Caminos es un manual de Klett y El Nuevo Curso es el manual de Langenscheidt que tiene como meta el mismo público… O sea, ya te puedes imaginar las llagas que esto puede producir 🙂

    Un saludo y sigo a lo mío, a mi curso de reflexión docente
    Isabel

  6. Hola Isabel:

    Muchas gracias. Estas coss siempre me sonrojan un poco. Me alegro de que te resulten interesante los temas que toco. La mayoría de veces lo hago para desahogarme y por si le sirve de algo a alguien todas estas cosas que se me pasan por la cabeza.

    ¿Me he equivocado de editorial? ¡Ooopss! Lo siento, perdona. Menos mal que me los has dicho. Voy a corregir el error. Muchas gracias.

    Ánimo con el curso de reflexión.
    Maribel

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: