Escritura automática para el diario…

por Maribel González Martínez

Escritura automática, sí. Me pongo a escribir y dejo que fluyan los pensamientos del día. A veces me gustaría llevar una libreta donde ir apuntándolo todo… Sigo reflexionando desde el caos porque son múltiples cosas las que me interesan y voy de una a otra sin poder evitarlo. Supongo que dependiendo del problema que haya detectado en clase ese día me da por centrarme en una cosa u otra. De cualquier modo, en un intento por resumir los intereses que he tenido estos meses podríamos decir que me he centrado en el proceso de enseñanza-aprendizaje y su dimensión afectiva. Por un lado intento comprender cómo es el proceso adentrándome en la teoría y buscando la comprobación en las cosas que pasan en clase y, por otro lado, he descubierto su dimensión afectiva. Siempre que termino una clase tengo tendencia a fijarme en éste o aquél comentario y rápidamente mi cerebro va buscando explicaciones para esto y para lo otro. La cuestión es que estos días estoy tomando conciencia de que puedo comprender algo mejor los problemas de mis alumnos, puedo ver con algo más de claridad qué les pasa; así como vislumbrar cuál puede ser la solución. El hecho de descubrir que el aprendizaje tiene una dimensión afectiva ayuda a comprender muchas reaccciones, comportamientos, situaciones, comentarios, actitudes, etc., tanto suyas como mías. Además, en una de mis relecturas he podido ver más claramente -o al menos ahora lo interpreto así- que cuando empecé a escribir el diario de clase no sólo estaba buscando ayuda en el exterior, no sólo quería poner mis ideas en orden; sino que, además, necesitaba analizar las cosas para verlas con algo de lejanía o bajo otra perspectiva. Me he dado cuenta de que cuando escribo en este soporte tengo la posibilidad de recuperarlo, de algún modo me obligo a ello. La mayoría de las veces lo que te ha parecido un gran desastre en un momento determinado puede serlo menos con el paso del tiempo. La escritura de este diario de clase me ha ayuda también a adquirir confianza en mí misma. A medida que pasa el tiempo siento que tengo la necesidad de ganar en objetividad; de ahí que piense recurrir a la grabación. Antes no entendía muy bien para qué grabar una clase pero me voy dando cuenta de que es un modo excelente de tener un registro real de lo que ha pasado.

Volviendo de los cerros de Úbeda, una de las cosas en las que pienso centrarme próximamente es en las habilidades sociales y personales que tengo porque, al fin y al cabo, trabajamos con personas y el clima de la clase es bastante importante. El objetivo de esto como siempre es saber dónde estoy, qué tengo y qué puedo hacer con ello.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: